El huemul, animal nacional y monumento natural

El huemul es el ciervo más austral del mundo y su población a lo largo de todo el siglo XX ha sido drásticamente exterminada por los seres humanos, ya sea por considerarlo plaga o por «deporte». De este modo, a inicios del siglo XXI, de los millares de huemules que había en la Patagonia solo quedan pocos centenares.

El huemul fue declarado monumento natural de Chile el 30 de junio de 2006 mediante decreto del Ministerio de Agricultura.

Este ciervo ahora está protegido en 13 parques nacionales de Chile y seis de Argentina y ha sido clasificado como una especie en peligro de extinción desde 1976. Se considera en esa situación principalmente por consecuencia de la acción humana: la deforestación, fragmentación de hábitat por la construcción de caminos y carreteras; introducción de animales no autóctonos, como el ganado o el ciervo rojo; y la caza furtiva. Lamentablemente, sus poblaciones están cada vez más reducidas y aisladas.

Fuentes consultadas: Ley Chile, Bariloche y Naturaleza y Tecnología.